Búsqueda

Técnicas Artesanales

Tejido de Jipijapa

La palma de jipijapa es una palma fina y maleable que se encuentra en la península del Yucatán. Debido a su finura, es una fibra ideal para el tejido de sombreros. Las hojas cortadas de palma se rallan con una aguja en “partidas”. Mientras más partidas o rallada la fibra es más delgada y fina. Un tejido de hoja de una partida tarda un día en completarse y un tejido de palma con cuatro partidas tarda hasta tres semanas.

 

 

La compra de este producto contribuye a preservar la tradición artesanal y mejorar la vida de los artesanos mexicanos y sus familias.

La fibra de jipijapa se trabaja en cuevas debajo de las casas de las artesanas donde la humedad mantiene flexible la palma y facilita el tejido. Los artesanos escogen las fibras y las emparejan de acuerdo a su grosor. La cantidad de hebras define la calidad del sombrero. El tejido va adquiriendo cuerpo de copa hasta alcanzar la medida deseada. Los sombreros terminados pasan por máquinas prensadoras donde adoptan formas contemporáneas con hormas de diferentes modelos.